"Las armas" es un proyecto colectivo que comenzó a gestarse en el CUSAM, un centro universitario que funciona en la cárcel bonaerense de José León Suárez. Nació de un diálogo en un remis y disparó hacia un encuentro con otras voces, espacios e instituciones. Han visitado con Marcos Perearnau y Ariel Arguello la Escuela de Arte Leopoldo Marechal de La Matanza, en varias oportunidades. "Si bien la actividad, organizada por Matanza Nómade y coordinada por Félix Torrez fue extracurricular el aula rebalsó de estudiantes y participación. Entre otros temas, debatimos sobre lo complicado que resultan ciertos discursos de mano dura con relación a la inseguridad y la desinformación que abunda respecto a los derechos de las personas privadas de libertad. En tiempos en donde estos discursos vienen ganando terreno, pienso que este tipo de actividades resultan fundamentales para poder elaborar colectivamente una respuesta no efectista a la problemática de la inseguridad. Escucho voces que hablan de que el Estado "gasta demasiado en sostener a los presos", menciona Luciana Strauss

"Honestamente creo que es una mirada reduccionista, ya que no solo no valora lo importante que es para las personas presas, que en su mayoría han sido excluidas socialmente, contar con una educación -recordemos que además es un derecho-, sino también lo fundamental que resultan las voces como las de Patón para trasmitir su experiencia de transformación en barrios y centros culturales. Es por ello, que a partir de resultados concretos (el de Patón y muchos otros), sostengo que la educación en cárceles es PRIORITARIA, tanto como el jardín de infantes." 
Así es como también el 13 de junio de este año se presentó "Pabellón Frazada" en la Escuela de Arte Leopoldo Marechal, en la sede de Isidro Casanova, con una mesa de Violencia institucional Con la participación de Rodrigo Caballero de "La Garganta Poderosa" y Marcos Perearnau.
"Pabellón Frazada" es una construcción precaria, compuesta por una gran colección de frazadas de estudiantes de la Unidad Penal 48º de José León Suárez, que fueron renovadas con las frazadas donadas. Nace con el objetivo de compartir las producciones artísticas y pedagógicas del CUSAM y generar nuevos vínculos.
Se instala temporalmente y construye un ambiente de encuentro creativo, un espacio maleable y libre para ser habitado y apropiado. Genera su propia programación a través de: talleres artístico-tumberos, conversaciones, cuentos, alfabetización, siestas, conferencias, mateadas, exposiciones, recitales, hip hop, obras de teatro, performances.
Se interesa por dar lugar, visibilidad, formulación y tratamiento artístico a los problemas de contexto, especialmente de encierro.
El Pabellón, con su estructura precaria y mudable de frazadas, se transforma en instituciones según las necesidades: centro cultural, universidad, museo, guardería, teatro, biblioteca y feria, etc.

 

La Matanza - No al Dengue