Tras cuatro años de inactividad la Biblioteca Popular Alfonsina Storni, dependiente de la Sociedad de Fomento 3 de Noviembre, de Ciudad Evita, reabrió sus puertas y comenzó a tejer lazos con la comunidad matancera.

Desde la articulación con la sociedad de fomento y la predisposición de diferentes organismos e instituciones, vecinos y vecinas que sentían la inquietud de utilizar ese espacio tan valioso, decidieron realizar una mesa barrial para poder tomar decisiones en el club y motorizar inquietudes y proyectos que tenían. Fue así en marzo, que lograron reabrir la biblioteca convocando a la comunidad, y crearon una subcomisión y una mesa de trabajo para el espacio.

Desde allí surgieron ideas de actividades para llevar adelante y darle vida a la biblioteca, donde durante el mes de noviembre se llevó a cabo una jornada de poesía que tuvo muy buena repercusión en el barrio y se creó un circuito de artistas, poetas y escritores.

Entre los nuevos encuentros propuestos se ofrece un espacio de dibujo y pintura, un taller lúdico artístico, apoyo escolar y talleres de cine debate, metafísica y constelaciones familiares.

La reapertura de este espacio se debe a la participación de los vecinos que trabajaron para reacondicionar las instalaciones y la propuesta es que la biblioteca llegué a más gente, y para ello convocar nuevos socios. Los requisitos para poder ser socio son presentar una fotocopia del dni, factura de algún servicio, y abonar mensualmente la cuota de 20 pesos.

La Biblioteca ubicada en la intersección de las calles El Guacamayo y La Quilla, busca convocar a toda clase de públicos, a revalorizar la cultura y a abrir un espacio de recreación donde los jóvenes y adultos se encuentren para formar parte de un espacio que es de todos y todas.

 

gripe